• Si tienes un desequilibrio energetico – cuando una mujer trabaja demasiado, tiene altos niveles de estres, no descansa, su sistema nervioso simpatico está demasiado activado y los niveles de testosterona son muy altos – con lo cual la composición bioquimica en su cerebro es diferente. En vez de predominar el estrogeno y la progesterona que son las hormonas “femeninas” predomina el cortiso y la testosterona. Muchas mujeres de este tipo son mujeres alfa que son lideres, que tienen vidas muy activas y necesitan dominar en el ambiente de trabajo.
  • Este desequilibrio bioquimico se puede deber o nace en ambientes familiares en los que los padres tienenn mucho conflicto, donde hay abuso emocional, verbal, o fisico, con lo cual la niña crece sintiendo mucho miedo, ansiedad, se siente en falta de seguridad continuada y sin protección. Un niño que crece un tal ambiente está en permanente estado de alerta (defensiva) y en su cerebro se genera continuamente cortisol, adrenalina con lo cual el nivel de testosterona aumenta (estados de defensiva). Puede también desarrollar agresividad tendencia a pelear, tener un problema con la autoridad (ser rebelde) o pasar al otro lado siendo una persona muy sumisa que evita al conflicto.
  • Si te has criado en un ambiente de valores masculinos en el que te enseñan: la competitividad, efectividad, resultados, en el que te enseñan que debes ser fuerte, ganar, ser la primera de la clase o llegar a tener las mejores notas, estar en la mejor escuela, universidad, tener titulos etc. Puede ser que tus padres te han elevado de la misma manera como a tu hermano (o hermanos) o que tu padre ha deseado tener un hijo pero al tener una hija te crío de lamisma forma inculcandole todos esos valores. Este tipo de mujer, la llamo el niño de papa.
  • Si has vivido en una familia en la que la mujer no era respetada, la madre había sido abandonada o es continuamente “desvalorada”, es muy sumisa y martiria, se queja y parece sufrir el matrimonio o la situación de ser mujer: en este caso puede ser que hayas herredado la idea que es mejor ser hombre, por tener poder, dominancia, poder de decisión y tienes miedo a ser mujer, sin poder, que vive una vida de obligación sufrimiento y martirio continuado para satisfacer a la pareja. En pocas palabras una mujer sumisa, mujer abusada (como la madre) – con lo cual desarrollas un deseo subconsciente de ser niño, chico y sientes de forma inconsciente miedo de ser mujer o desprecio hacía las mujeres.
  • Si los padres han transferido un conflicto generacional a su hija, es decir este conflicto con la idea de ser mujer está ya en tu familia, quizá lo ha vivido la abuela y se transmite de generación en generación.
  • Si tus padres (o uno de ellos) han deseado un niño en vez de una niña (es un deseo subconsciente del padre que la niña está integrando, con lo cual tiene el mismo deseo y siente que “ha fallado” por tener el genero erroneo)
  • Si tus padres (o tu madre) han dudado de querer tener un niño, han tenido un conflicto en el periodo preconcepción concepción, concepción un conflicto emocional (madre que quiere/desea/considera tener un aborto, o no se siente preparada) o un conflicto fisico: via fuerza, violencia – esto va a destrozar los campos energeticos y ahí se crea el desequilibrio a nivel energetico, emocional y fisico porque ese bebe hereda este conflicto.

La feminidad nos enriquece, nos hace:

  • delicadas como una flor (no debil)
  • pudorosas (porque no queremos exponernos a lo penetrante de lo masculino),
  • magneticas (porque por su forma estatica y receptiva de existir atrae cómo un iman sin saber el por qué y porque para acceder a esa energía luminosa, mágica hay que ganarselo),
  • irresistible (porque es la polaridad que genera en lo masculino que se siente irresistiblemente fascinado por ella) y
  • automaticamente atractiva para el polo contrario, masculino

Nos hace originales y orgullosas de lo que somos, y este orgullo sería la consciencia del poder de cada mujer, un poder que al rechazar la feminidad, me niego a mi misma.

Una mujer no necesita hacer nada para ser amada. Simplemente ser. Cuando soy, fluyo, emano un atractivo para los hombres que resulta muchas veces inimaginable para las mujeres.

Si rechazas el poder de la energía femenina – de la creación – del utero – rechazarás tu conexión con la madre tierra y sentirás una inseguridad constante al recorrer el camino de la vida porque no te podrás enraizar en su protección ni nutrirte de su amor.

Leer entrada anterior
¿Por Qué se Alejo o Desapareció tu Hombre? Las 3 Razones Más Frecuentes…

Las 3 Razones Esenciales del Porque Los Hombres Desaparecen o Se Alejan Quizá hayas conocido a un hombre que te...

Cerrar